Páginas

jueves, 14 de agosto de 2008

Cosas que debes considerar a la hora de tener un encuentro sexual


1. Pese a toda la información que abunda sobre el encuentro sexual actualmente existen parejas que sólo ponen en práctica una única posición durante el coito, restándole importancia a las variantes, juegos y caricias. Lo que motiva inevitablemente al aburrimiento sexual y a la perdida del deseo por la pareja. La rutina sexual es el común problema entre parejas estables, las cuales se quejan de que sus compañeras/os no satisfacen totalmente sus deseos. Por lo que la comunicación abierta y sincera más un poco de imaginación son las vías seguras para mejorar las fallas y así poder tener una sana vida sexual.


2. Una gran mayoría de personas cree que las relaciones sexuales se basan simplemente en el tener un orgasmo. Lo que ha repercutido de manera no favorable al desenvolvimiento sexual durante la práctica, la cual ha sido reducida a la penetración-orgasmo. Alrededor del 75% de la población masculina joven relaciona un encuentro sexual con el estándar mostrado en las películas pornográficas. Donde el hombre es una maquina sexual que satisface de manera brutal a una mujer, sin ningún tipo de preámbulo o juego que amerite caricias, masajes y besos. El impacto ha sido tal que en ciertos países la población joven asume que el encuentro sexual es algo que se puede practicar con cualquier desconocida/o, y que no merece ningún tipo de responsabilidad siguiendo así los parámetros establecidos en dichas películas.


3. La gente asume que la posición del misionero es la mas cómoda y segura para tener un orgasmo. Pero hay que tener en cuenta que esta posición habitualmente hace que el hombre llegue más fácil al orgasmo. Debido a que la mujer esta apretando las piernas y él está arriba, lo cual produce un estimulo adicional. Anexamente, si el varón tiene un sobre peso puede obstruir la respiración normal de la mujer, o producirle dolores en la parte abdominal. De igual forma la posición exige que el hombre se sostenga con sus brazos, como apoyo, generando un prematuro cansancio consecuencia del esfuerzo extra. De cualquier modo es importante saber que el buen manejo de variantes de ritmo y posiciones conjuntamente con la intensidad del movimiento, permiten tener un control más amplio y seguro sobre el momento del orgasmo masculino de tal modo que se genere simultáneamente o después del femenino.

4. Los juegos sexuales, las caricias, los contactos orales, las variantes de posición y otras técnicas ayudan en un 80% a que la pareja disfrute más de la relación sexual como un todo donde el cuerpo y la mente se fusionan en un solo elemento. Ya que es igual de importante el sentirse amada/o (en confianza, libre en plenitud) como el sentir deseo por la otra persona. Y es que hoy en día lo frecuente es el querer solo sentir placer sin preocuparse que siente mi compañera/o. Hasta el punto de llegar a decir: mi pareja no sirve en la cama, pues nunca he sentido un orgasmo pleno…nunca me he sentido satisfecha/o. Y la mayoría de las veces el problema no solo radica en la pareja, sino en la mala comunicación sexual y en la errónea concepción que tienen sobre las relaciones sexuales.

5. Lo más común es escuchar que las mujeres prefieren posiciones sexuales que les permitan estar arriba de su pareja, y esto es debido a que la excitación es mayor por el constante roce que se produce en el clítoris. Lo cual permite llegar al orgasmo con facilidad, teniendo literalmente las riendas del movimiento. Para algunas mujeres no hay nada más excitante que el simple hecho de tener el poder durante el encuentro, y esta posición permite que la mujer se sienta de ese modo ya que ella determina el ritmo y la profundidad. Además, de igual forma el hombre puede estimular otras zonas erógenas en el cuerpo de la mujer y ayudarla con los movimientos cuando ella este cansada, debido a que sus brazos están libres.

6. En conclusión, cada persona debería ir explorando, experimentando y conociendo cual posición le produce mayor goce. Y a la vez que le permita tener un mayor control sobre el momento del orgasmo, evitando ser precoz o tener algún problema. También, el conocer que partes erógenas de su cuerpo les genera una amplia excitación ayudaría a la pareja durante el encuentro sexual. Ya que podría descubrir que es lo que estaba haciendo mal o bien, y mejorar notablemente la relación sexual. No dejes que la rutina, los estándares sexuales impuestos en películas o la cultura extranjera afecten tu vida sexual, recuerda disfrutar totalmente de ti y tu pareja.



Si te gusto lo que acabas de leer, no olvides ojear nuestro segundo articulo  y tercero relacionado con el tema. Te esperamos




     style="display:block"
     data-ad-client="ca-pub-8379979429186953"
     data-ad-slot="8293217686"
     data-ad-format="auto">